3 de abril de 2012

Y como el Ave Fenix...

#Te siento tan cerca que cuando cierro los ojos creo que podría tocarte# Todas esas cosas cachondas, morbosas y salvajes son las que muestran a cada una otra parte de su ser que existe, que se completa con ello y sigue jugando en la partida de lo diferente a todo, el juego de lo increíble, el de los extremos. Dejemos de hablar de ese pasado o de esa parte de él costoso, más bien de este presente inquietante, de ese... "somos y estamos aquí para comernos el mundo" No dejes de creer en tus sueños jamás. Lo malo no nos puede separar, está comprobado. No hay normas, nuestro juego es travieso, desobediente y revoltoso y además tiene mucho color. No pienses jamás que todo lo bueno se ha ido… siempre habrá algo mejor. Tú tienes ese color amarillo que pinta mis días grises, detalles tan simples como los que tienes tú son capaces de cambiar por completo mi día. 



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Un poco más de mi...