26 de febrero de 2012

Si tan solo bastara con abrir los ojos...

Son días difíciles... el agotamiento me va debilitando.. Mis palabras ya no tienen ningún sentido, no significan nada, cada acto parece inapreciable, el interés, ahora es algo tan ridículo... No tengo nada por lo que comerme el mundo... Que turbio está todo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario